11 consejos para ahorrar en electricidad este invierno

11 consejos para ahorrar en electricidad este invierno

redaccion

12-12-2019

No cabe duda que con el frío y la llegada del invierno, aumenta en nuestros hogares el gasto de electricidad. Si bien es cierto que en verano también sube la factura de la luz, sobre todo por el uso de aires acondicionados, lo cierto es que es en invierno cuando más gastamos, debido principalmente a que la calefacción llega a estar encendida durante gran parte del día.


Está claro que es necesario tomar conciencia de las medidas que son necesarias llevar a cabo para que no aumente el gasto en energía.

A continuación os proponemos seguir una serie de hábitos en el día a día que os serán de gran utilidad:

 

  •  Aprovechar la luz y el calor del sol.  Aunque parezca que no, el sol que entra por las ventanas del hogar calienta como si fuera la calefacción. Es importante saber cuándo abrir y cerrar las persianas para que este calor entre en el momento adecuado y no se vaya enseguida. Hay que abrir las persianas por la mañana y cerrarlas justo por la noche cuando el sol ya se ha ido; de esta forma se llega a ahorrar en electricidad porque se mantiene caliente la casa durante todo el día y, por tanto, no es necesario encender la calefacción. 

 

  • Evitar consumos innecesarios. Es importante que en la casa solo estén encendidos aquellos electrodomésticos que estemos usando en ese preciso momento o que sean indispensable para habitar en el hogar. Así pues, recuerda que los aparatos que se encuentran en stand-by pueden suponer el 10% de la electricidad que se gasta en casa.

 

  • Mantener una temperatura estable. Es importante mantener durante todo el día una temperatura moderada (21 grados es lo ideal) y no estar subiendo y bajando el termostato, pues estos golpes de calor pueden aumentar la factura considerablemente. Además, para no pasar frío en casa y por tanto llegar inconscientemente a subir la calefacción más de lo normal, es importante llevar abrigo adecuado.

 

  • Apagar la calefacción por la noche. Como ya hemos tenido encendida la calefacción durante el día o hemos mantenido la casa caliente gracias al calor del sol, por la noche es importante no hacer un gasto innecesario de la calefacción, ya que la casa a esas horas ya se encuentra caliente. 

 

  • Ventilar una vez al día. Con 10 o 12 minutos de ventilación será suficiente para que se renueve el aire del hogar sin necesidad de que el calor acumulado se pierda. Aunque no queramos que la casa se enfríe, es necesario ventilarla por unos minutos porque por la noche se acumulan muchas bacterias y esto puede provocar resfriados y gripes. También es importante tener instalado un doble acristalamiento en las ventanas ya que el 40% de las pérdidas de calor se producen en ellas.

 

  • No encender los radiadores de espacios que no se utilizan. En las habitaciones en las que apenas se está es importante que los radiadores no se mantengan encendidos.  Solo será necesario calentar las estancias en las que se va a estar y en las habitaciones vacías mantener la puerta cerrada.

 

  • Utilizar bombillas de bajo consumo. Estas son un poco más caras pero proporcionan la misma iluminación a la estancia. Sin embargo, permiten ahorrar un 80% de energía y además duran mucho más que las normales.

 

  • Sustituir el horno por el microondas. Si tenéis un microondas con opción grill, podéis usarlo para sustituir el horno y, aunque el resultado no es el mismo, ayuda a ahorrar energía y reducir la factura eléctrica en invierno. En su defecto, evitad el horno lo máximo posible para conseguir ahorrar energía significativamente en invierno.

 

  • Reemplazar o limpiar los filtros del aire acondicionado. Los filtros sucios restringen el flujo de aire, provocando que el sistema requiera más tiempo y mayor potencia, lo que implica un aumento del consumo de energía. Lo ideal sería cambiarlos o limpiarlos mensualmente.

 

  • Tender la ropa en el exterior y evitar el uso de la secadora. En caso de no tener esa opción, maximizar la eficiencia con cargas completas, el ajuste de humedad con sensor y limpiando los filtros después de cada uso.

 

  • Comparar tarifas. Para ahorrar luz también es importante informarse minuciosamente acerca de las distintas tarifas y coberturas que ofrece cada compañía, ya que no todas van a ajustarse a nuestras necesidades y preferencias personales. De esta forma conseguiremos que no nos cobren más de forma innecesaria.

 

Esperamos que os sean útiles y sigáis estos consejos con los que podréis llegar a conseguir un ahorro importante en electricidad este invierno y además estaréis colaborando en el cuidado del medio ambiente, algo tan importante en estos tiempos.

 

Profile picture for user redaccion
redaccion

FP de Grado Medio en Instalaciones Eléctricas y Automáticas

Consigue ahora la titulación oficial del Ciclo Formativo de Grado Medio de Técnico en Instalaciones Eléctricas y Automáticas mediante pruebas libres. Una formación de calidad que te proporciona todos los...

1.500 Horas

Software de Simulación

Prácticas Profesionales

Solicitar información

FP de Grado Medio en Instalaciones Frigoríficas y de Climatización

Prepárate para obtener la titulación de FP de Grado Medio de Técnico en Instalaciones Frigoríficas y de Climatización.

1.300 Horas

Campus online

Prácticas Profesionales

Solicitar información