¿Dónde están los discos duros multimedia?

carlosllach

12-06-2013

Hoy os invitamos a la reflexión a partir del caso de una compañera que estaba buscando desesperadamente un disco duro multimedia. La verdad es que, si sois lectores habituales del blog, ya sabéis que la informática avanza a pasos muy rápidos y esta celeridad hace que, o uno está permanentemente informado y usando parte de su día leyendo blogs y webs de noticias tecnológicas, o es fácil perderse algo.

Es el caso que nos ocupa hoy: los discos duros multimedia. Cierto es que los discos duros externos se siguen comercializando, sobre todo a modo de copia de seguridad de todo aquello que no queremos perder y/o que queremos guardar en la nube pero no nos fiamos del todo (recordad para más señas el caso Megaupload).

Pero la clave está en "multimedia": ¿Qué significa esta palabra en este contexto? Pues sencillamente es un pequeño software que incorporan estos discos duros que permiten tener un menú de navegación para clasificar la información que allí pongamos y que nos permite -ahí va lo mejor- poder disfrutar de contenidos multimedia sin tener que conectar nuestro pórtatil, nuestra tablet, etc. a nuestra televisión favorita, ya que estos incorporan un lector propio que reproduce diferentes tipos de archivos multimedia (de imagen, de vídeo, de audio, etc.). Luego ya cada modelo reproducía más o menos tipos de archivos.

Su popularidad hace algo más de un lustro subió como la espuma y poco a poco se distanciaron de los pendrives en cuanto a capacidad y precio, y también de los discos duros tradicionales insertados dentro de un equipo de sobremesa (aun hoy en día lo normal es encontrar equipos con un disco duro de 320 a 500 Gb). Pero ahí un día que llegaron a un tope de unos 2 Tb a un precio razonable y ya no siguieron más allá.

¿Qué pasó? Pues esa es la pregunta que os lanzo hoy. Si investigáis un poco en tiendas de informática online encontraréis o bien restos de productos del pasado o productos de como mucho 1 Tb de marcas de bajo coste que creen que todavía hay mercado por explorar.

¿La nube ha acabado con todo esto? Yo más bien creo que es algo complementario, no algo sustitutivo. Cierto es que Internet ya casi es imprescindible para muchas cosas, pero también sabemos que nuestra geografía montañosa sigue poniendo difícil que llegue un buen ancho de banda a según que sitios. Así que, usando este ejemplo, si vivimos en Soria igual nos sale más a cuenta tener este tipo de dispositivo.

Ahora solo encuentro estaciones y una especie de híbridos que también almacenan en la nube, no en un disco duro. Para mí es un auténtico interrogante y os invito a que reflexionéis, si os apetece, sobre esta cuestión y me deis vuestro parecer.

Profile picture for user carlosllach
carlosllach