El fiasco del DNI electrónico

carlosllach

18-07-2014

Sí, seguramente ya hace tiempo que tienes en tu poder aquel nuevo DNI que tenía un grosor de tarjeta de crédito, que incluye un chip y un sinfín de ventajas en materia de seguridad respecto al anterior. De hecho, hay muchas páginas web que apuestan porque nos identifiquemos con él para poder acceder a un lugar seguro. Pero la realidad y la verdad es lo que manda y la estadística dice que ni el 1% de los que disponemos de dicho DNI lo hemos usado o lo sabemos utilizar. De hecho, es el 0,02% según el Informe eEspaña 2014 realizado por la Fundación Orange.

Lo curioso del caso es que el Gobierno de turno nos prometió el oro y el moro, y con el auge de Internet (podríamos decir que seguimos en auge, ya que cada día se pueden hacer más cosas en la Red de Redes) podríamos realizar muchos trámites desde casa, sin tener que desplazarnos y molestarnos en ir a una Delegación de Hacienda o ir de ventanilla en ventanilla con papeles diferentes.

Teniendo en cuenta que en materia educativa España no está precisamente en la vanguardia, deberían de haber pensado en facilitar la labor al ciudadano medio con pocos o nulos conocimientos informáticos para poder sacarle el máximo partido. Pero es que ahí radica otro problema. Y es que primero necesitamos contar con un lector de DNI-e, el cual hay que configurar en el ordenador con sus drivers y en algunos casos complementar todo esto con su correspondiente certificado electrónico que solo nos sirve para un navegador de nuestro equipo informático. O sea, todo facilidades (...ya se me entiende). Así que con esta explicación, un usuario neófito se queda "a cuadros" y no sabe ni por dónde empezar.

Ante tal amasijo de problemas, puesto que esto es la teoría, a la práctica también surgen otros problemas: hay lectores no compatibles, drivers suministrados desde la página oficial del DNI que no funcionan correctamente en un sistema operativo concreto, etc., que han hecho a muchos desistir y seguir por los viejos caminos angostos del peregrinar de un lugar a otro con una carpeta llena de papeles.

A todo esto, se anuncia una versión 2.0. ¿Será realmente la versión que estamos esperando? No lo sabemos a ciencia cierta. Ni siquiera si nuestro querido DNI (¿1.0?) será compatible con dicha versión. En todo caso, llevadlo siempre encima, no sea que os paren, os lo pida el personal de seguridad correspondiente y no lo llevéis encima; es muy probable que te pueda caer multa por no identificarte.

Profile picture for user carlosllach
carlosllach