¿Existen diferencias entre las escuelas infantiles privadas y públicas?

Eva Cebollero Pardina

17-03-2015

En mi anterior entrada (podéis verla clicando aquí) introduje un tema muy actual y, quizás, un poco polémico. Hoy pretendo hablar de uno muy relacionado con el anterior.

Si visitáis diversas escuelas infantiles de diferente índole, privada o pública, es probable que observéis notables diferencias en la manera de funcionar de ambos tipos de escuela. No obstante, se tratan de generalidades y, evidentemente, hay excepciones, pues no todas las públicas ni todas las privadas son iguales. Dicho esto, voy a empezar explicando algunas de las características que, según mi propia experiencia profesional y personal, las diferencia:

  • Metodología: Una mayoría de escuelas infantiles privadas dedican parte de su tiempo a trabajar con fichas como forma de comprobar si sus niños y niñas han adquirido los aprendizajes que están impartiendo. En cambio, en las públicas suelen preparar actividades más libres en las que los niños aprenden basándose en la experimentación.
  • Relación familia-escuela: Mientras que en muchas escuelas privadas la relación con las familias se basa en realizar trabajos para regalarlos a los padres en fechas señaladas (Navidades, día del padre, día de la madre, etc.), en las públicas participan en las fiestas tradicionales e incluso elaboran juguetes con materiales reciclados. No obstante, debo aclarar que esta tendencia está cambiando y en muchas escuelas, privadas y públicas, los padres colaboran en otro tipo de actividades como, por ejemplo, acompañando a sus hijos e hijas en las excursiones.
  • Equipo docente: En las escuelas públicas las educadoras tienen horas dentro de su horario laboral en las que están fuera del aula y, por tanto, pueden dedicarse a preparar actividades, a reunirse con sus compañeras para coordinarse, etc. En cambio, en las privadas no suelen existir estas horas, lo que obliga a las educadoras a dedicar parte de su tiempo no laboral a tareas de la escuela.

Estos son algunos de los principales aspectos que he observado a lo largo de los años. No obstante, vuelvo a repetirme, se trata de una visión general y actualmente, por suerte, esto está cambiando notablemente.

¿Os animáis a darme vuestra opinión personal?

¿Podéis aportar otros aspectos que consideráis que las diferencian o las asemejan?

Como yo, ¿os habéis encontrado en vuestra vida casos así?

¡Hasta pronto!

 

 

 

 

 

Profile picture for user Eva Cebollero Pardina
Eva Cebollero Pardina

Licenciada en Pedagogía por la Universidad de Barcelona. Título de Técnica en Educación Infantil cursado en el IOC. Profesora del curso de Técnico en Educación Infantil de CEAC.