Ideas para trabajar el otoño en clase

Ideas para trabajar el otoño en clase

Joan Garcia Santiago

06-10-2015

Ya ha llegado el otoño, una estación que debemos trabajar en el aula de educación infantil desde diferentes ámbitos. Es muy interesante enfocar las actividades que planteemos de manera que puedan realizarse de forma experimental, ya que a partir de la experiencia se va construyendo el conocimiento.

Actividades en la naturaleza
Si tienes la suerte de que tu centro se encuentra rodeado de un paisaje otoñal, visitarlo es más que una buena opción. No es necesario ir demasiado lejos, es posible que en el patio de la escuela o en la misma calle encuentres los elementos más destacados de esta característica estación. Una excursión a la montaña también te puede ayudar a trabajar el otoño in situ.

Aprovecha para que los niños y niñas observen los colores típicos de la estación. Cómo ya habrás trabajado en clase, los colores más veraniegos dejan paso a los más otoñales. Es un escenario ideal para explicar a los más pequeños que en esta estación, las hojas de algunos árboles cambian de color y caen.

Actividades en el aula
Además de las actividades más conocidas como realizar murales con los colores típicos o con árboles con hojas de verdad, existen infinidad de propuestas complementarias para que el otoño entre en tu clase.

Si salir al exterior no es posible, se puede pedir a los alumnos que traigan a clase objetos que encuentren fuera de la escuela que sean indicadores típicos de esta estación: hojas de árboles, frutos característicos, rastros de animales… alrededor de todo este material podemos realizar observación directa y una explicación vivencial de los cambios otoñales.

Las hojas de los árboles, las cuales puedes llegar a tener a decenas en clase, pueden servir para jugar y experimentar también. En una sala adecuada para ello, pídeles que las lancen al aire y que caigan sobre sus cabezas. Se divertirán muchísimo y sentirán como si se encontrasen justo en medio del bosque.

Imagen de del blog “Atrapant idees” http://atrapantidees.blogspot.com.es

Como ves en la imagen, podemos hacer una selección de material como piñas, castañas, cortezas de árbol o piedras, entre otros elementos, y realizar una cesta de los tesoros.

Las hojas, al cabo de unos días y tras pasar por la “curiosidad” de los alumnos, es normal que se encuentren bastante deterioradas. ¡No las tires! Existen muchas manualidades que puedes hacer con esos trozos de hojas.


Imagen de “Our house” http://ourhouse.typepad.com/

También podemos trabajar los frutos característicos de esta estación como la castaña o el boniato, o incluso probarlos. Eso sí, recuerda revisar antes las fichas médicas por si tuvieses algún alumno con alergia a estos productos. También se pueden realizar recetas típicas y sencillas en el propio aula o en el comedor del centro, siempre con supervisión de los adultos.

¿Se te ocurren más ideas? Seguro que sí.

Foto principal de Miguel Ángel García, con licencia CC (https://creativecommons.org/licenses/by/2.0/)

 

Profile picture for user Joan Garcia Santiago
Joan Garcia Santiago

Maestro de educación infantil, especialista en physical education, psychomotricity y nuevas tecnologias. Profesor on-line del curso de Técnico en Educación Infantil de CEAC