Imprimiendo tus órganos en 3D

CEAC Blog

18-12-2013

La ciencia y la medicina siempre han ido de la mano de la tecnología. La mayoría de avances médicos van siempre ligados a nuevas tecnologías o aplicaciones que lo permiten. Una vez más podemos demostrarlo gracias a un nuevo avance dentro del mundo de la cirugía, permitido precisamente por la nueva moda o tendencia de las impresoras 3D.

Mucha gente, al inicio de esta tecnología, se cuestionó su utilidad: ¿Realmente sirve para algo imprimir objetos tridimensionales o es un simple y caro capricho? Una y otra vez se está demostrando que no, que esta tecnología ha llegado para revolucionar muchos sectores.

Imagínate, por ejemplo, un cirujano cardíaco que debe realizar una operación a corazón abierto para salvar la vida de una persona y, antes de enfrentarse a esta situación, cuenta con una precisa reproducción en 3D de ese corazón, una reproducción exacta que puede tocar y explorar a su antojo para reconocer cualquier particularidad de su anatomía. Efectivamente se trata de una ventaja muy práctica para cualquier cirujano, una ayuda que puede facilitarles el trabajo y ahorrar muchos problemas. Sería tan sencillo como realizar un mapeado en tres dimensiones de ese órgano (realizando una prueba no invasiva como puede ser un TAC) y posteriormente imprimirlo en 3D utilizando alguna de las nuevas impresoras que ya se están vendiendo actualmente.

Esta tecnología es especialmente práctica en pediatría, donde los órganos son realmente pequeños y cualquier particularidad en la forma puede suponer una diferencia a la hora de operar ese órgano.

A continuación, y para los que dominéis un poco el ingles, os presento un vídeo donde se puede ver de manera más práctica cómo se realiza esta impresión y sus utilidades:

[youtube]http://www.youtube.com/watch?v=4H27lkrPuyw#t=92[/youtube]

Profile picture for user CEAC Blog
CEAC Blog