La simplificación de los contratos de trabajo

Francesc Xavier Navarro Fortuny

11-08-2015

Hoy vamos a hablar de la simplificación que se ha producido en los contratos de trabajo y vamos a profundizar un poco en cada uno de los cuatro grandes tipos de contrato que han quedado en la actualidad.

-          Contrato para la formación: se trata de un contrato pensado para personas que acaban de empezar su vida laboral y que necesitan un aprendizaje previo para poder posteriormente tener un contrato laboral. En este tipo contrato el empresario puede acogerse a cuatro subtipos que podemos resumir en:

- Contrato de formación y aprendizaje: es el ordinario pensado para estudiantes o personas que han acabado sus estudios recientemente.

- Contrato para trabajadores en situación de exclusión social, víctimas de violencia de género, doméstica o víctimas de terrorismo: se trata d un contrato para todas aquellas personas que tienen una dificultad para integrarse al mundo laboral debido a la situación desventajosa que han vivido como consecuencia de una de las causas descritas.

De personas con discapacidad: se trata de contratos para personas que sufren algún tipo de discapacidad y que van a desarrollar su empleo en centros específicos adaptados a sus necesidades.

Trabajos de interés social o fomento del empleo agrario: debido al poco interés por los trabajos del sector agrario u otro tipo de trabajos similares, se ha intentado fomentar su interés por los mismos mediante la creación de este tipo de contrato para intentar aumentar el interés en un sector que se ha quedado atrás y con personal de elevada edad.

Bien, a continuación vamos a ahondar en las principales características de una burbuja inmobiliaria.

-          No hay que confundir el contrato en formación con el contrato en prácticas que es del que vamos a hablar a continuación. Se puede clasificar en cinco tipos diferentes:

Prácticas: es el contrato más típico y el utilizado para aquellas personas que han terminado su formación de manera reciente.

-         De personas en situación de exclusión social: que tiene las mismas características que para el contrato en formación.

-         Para trabajadores mayores de 52 años que sean beneficiarios de subsidios de desempleo: para ayudar a fomentar su contratación.

De personas con discapacidad en centros especiales de empleo

-         De fomento del trabajo agrario o de trabajos de interés social.

 

-          Modelo de contrato indefinido: se trata del modelo de contrato que ha existidos tradicionalmente, tratándose de aquel mediante el cual se contrata a un trabajador de manera indefinida para que en un principio pase en la empresa toda su vida laboral.

-          Modelo de contrato temporal: a diferencia del contrato indefinido es aquel mediante el cual se pretende tener una relación laboral mediante un tiempo definido para después rescindir el contrato.

Básicamente estos 4 grandes tipos de contratos (juntos a los subtipos de cada uno) son los que han quedado tras la reforma de la Ley Laboral en el año 2015, pensando en simplificar las relaciones laborales tanto por la parte del empresario como por la parte del trabajador.

 

Profile picture for user Francesc Xavier Navarro Fortuny
Francesc Xavier Navarro Fortuny

Diplomado en ciencias empresariales, Estudios empresariales por la Universidad de Barcelona. Especialización en funciones de control y gestión financiera y contable.