TDAH: ¿Epidemia o gran negocio? 2ª parte

CEAC Blog

11-12-2012

Retomamos la 2ª parte contestando a las preguntas que dejamos en el anterior artículo.

¿Por qué si hay déficit de atención pueden pasar horas frente a la videoconsola y no son capaces de atender en clase?

tdha3

La motivación parece jugar un papel importante y también la televisión. Los niños se quedan enganchados ante imágenes visuales que cambian con rapidez. Es posible que este tipo de “entrenamiento de la atención” constituya luego un obstáculo a la hora de intentar mantener una atención sostenida.

¿Estamos utilizando el TDAH como cajón de sastre?

TDHA2

A día de hoy, no existe ninguna condición bioquímica, estructural o genética que determine de forma inequívoca la existencia de TDAH (que esté ampliamente demostrada y avalada por varias investigaciones). Por tanto, su diagnóstico sigue siendo en cierto modo subjetivo.

Por otro lado, el alto grado de comorbidad (presencia de trastornos asociados simultáneamente) del TDAH sugiere que el síndrome es complejo y que en realidad existen diferentes tipos de TDAH.

Los síntomas del TDAH los podemos encontrar también en niños con disfunciones perceptivas, dificultades escolares específicas, problemas familiares, asimilación deficitaria de nutrientes, hiperotiroidismo o intoxicación por metales, como el plomo. Un retraso madurativo global e incluso algunos medicamentos, como broncodilatadores, o el uso continuado de antibióticos, pueden provocar dificultades de atención y/o hiperactividad. La radiación electromagnética, en especial la vinculada a los teléfonos móviles, también ha sido objeto de investigación. (Aldad Tamir S. et al, 2012).

En el diagnóstico diferencial del TDAH, resulta esencial la exploración de las vías perceptivas. En la práctica esto se queda en intención más que en realidad; descartan enfermedades oculares y que no padezca sordera. ¿Qué hay de cómo procesa el cerebro la información que le llega por ambas vías?

¿Qué podemos hacer y que no sean tan agresivo como los medicamentos?

tdah y medicación

La gestación parece tener un papel importante de cara a desarrollar en un futuro un TDAH: la alimentación y estado de la madre así como el momento del parto correlacionan de forma elevada con el desarrollo posterior del TDAH.

También podemos actuar desde la alimentación del niño: para la atención podemos aumentar los niveles de zinc y hierro y para disminuir la hiperactividad podemos incorporar suplementos de magnesio, ácidos grasos omega 3 y 6. Un paseo diario también disminuye los niveles de hiperactividad. Por cierto, ninguna de éstas medidas tiene efectos secundarios negativos a diferencia de los medicamentos.

Ver primera parte de la entrada

Profile picture for user CEAC Blog
CEAC Blog