Tipos de Hepatitis

Tipos de Hepatitis

Jose Carlos Saz

27-11-2017

En el post de esta semana, vamos a hablar de una enfermedad cada vez más habitual en nuestra sociedad, que tendemos a relacionar con problemas de hígado y el alcoholismo, llamada Hepatitis.

Definición

La hepatitis es una enfermedad inflamatoria del hígado que puede producir un daño en sus células. El término hepatitis evoluciona  de la palabra griega hépar o hépatos, que significa hígado, e -itis, inflamación.

El hígado está situado en la parte superior derecha de la cavidad abdominal, debajo del diafragma y por encima del estómago, el riñón derecho y los intestinos. Es  la  glándula más grande del cuerpo humano, es una especie de laboratorio central que metaboliza las proteínas, carbohidratos y grasas.

Causas

La hepatitis es una enfermedad de la que se conocen numerosas causas:

1-Infecciones por virus, bacterias o parásitos.

2-Trastornos de tipo autoinmune.

3-Lesiones debidas a la interrupción de la irrigación sanguínea normal del hígado.

4-Traumatismos.

5-Presencia en el organismo de determinadas drogas, toxinas, medicamentos, etc.

6-Presencia de trastornos de tipo hereditario.

Existen varios tipos e hepatitis

1-Hepatitis A

La hepatitis A es una enfermedad infecciosa que se caracteriza por una inflamación aguda y generalmente autolimitada del hígado. Es causada por el virus A de la hepatitis (VAH) y se trasmite a través del agua o alimentos contaminados y heces. Es más frecuente en países subdesarrollados donde las medidas de higiene son deficitarias. 

El periodo de incubación de la enfermedad oscila entre los 15 días y las 7 semanas. Los síntomas son la ictericia (tinte amarillo de piel y ojos), la coluria (coloración oscura de la orina) y el dolor abdominal,  acompañados con náuseas, vómitos, fiebre, cansancio, malestar general.

No existe un tratamiento específico, únicamente se trataran los síntomas. La prevención se basa en las medidas higiénicas apropiadas en relación con las comidas, la preparación de alimentos y el aseo personal.

2-Hepatitis B

La hepatitis B es una infección hepática potencialmente mortal causada por el virus de la hepatitis B (VHB). El virus se transmite por contacto con la sangre u otros líquidos corporales de una persona infectada.

El periodo medio de incubación es de 75 días, pero puede oscilar entre 30 y 180 días. Los síntomas  incluyen coloración amarillenta de la piel y los ojos (ictericia), orina oscura, fatiga extrema, náusea, vómitos y dolor abdominal.

La  hepatitis B puede causar también una infección hepática crónica, que posteriormente puede dar lugar a cirrosis hepática o cáncer de hígado. En la fase aguda no existe un tratamiento específico, únicamente se tratarán los síntomas, en cambio en la fase crónica, podemos tratar la enfermedad con antivirales orales (tenofovir o entecavir) 

La prevención se basa en la vacunación y la aplicación de estrategias sobre seguridad de los productos sanguíneos.

3-Hepatitis C

La hepatitis C es causada por el virus VHC. se transmite por contacto directo con sangre infectada o hemoderivados, así como  en relaciones sexuales de riesgo.

El período de incubación del virus es de unas 4-12 semanas. Suele ser asintomática, si no es detectada y tratada en forma temprana puede producir fibrosis, cirrosis, e incluso cáncer hepático.

No siempre requiere tratamiento, porque en algunas personas la respuesta inmunitaria eliminará la infección espontáneamente y algunas personas con infección crónica no llegan a presentar daño hepático. Cuando el tratamiento es necesario, el objetivo es la curación.

El tratamiento de la hepatitis C está cambiando rápidamente. El sofosbuvir, el daclatasvir y la combinación de sofosbuvir/ledipasvir forman parte de los tratamientos preferidos en las directrices de la OMS, y pueden lograr tasas de curación superiores al 95%.

La prevención dependerá de la reducción del riesgo de exposición al virus en el entorno sanitario, en los grupos de población de alto riesgo, como los consumidores de drogas inyectables, y en los contactos sexuales.

4-Hepatitis D

Es la forma de hepatitis vírica más grave. El virus de la hepatitis D (VHD), también llamado hepatitis delta, se transmite por la sangre y líquidos orgánicos, en forma similar a la del virus por hepatitis B.

El periodo de incubación varía entre 21 y 90 días. El paciente puede presentar cansancio, pérdida de apetito, fiebre (no más de 38 ºC habitualmente), dolor de cabeza y en ocasiones náuseas, vómitos e ictericia. El único tratamiento aprobado para la hepatitis delta es el interferón alfa, aunque muy rara vez es capaz de erradicar la infección y es frecuente que aparezcan recaídas al suspender el tratamiento.

5-Hepatits autoinmune

La hepatitis autoinmune es un tipo de hepatitis crónica y progresiva de origen desconocido. La causa es una alteración de la respuesta inmunológica del propio enfermo, que destruye las células hepáticas e inflama el hígado.  

El tratamiento consiste en la administración de fármacos inmunosupresores ya sea con prednisona sola o en combinación con azatioprina.

6-Hepatitis de origen toxico

La hepatitis tóxica es una inflamación del hígado debido a una reacción a determinadas sustancias a las que estás expuesto. Puede ser provocada por el alcohol, las sustancias químicas, los medicamentos o los suplementos nutricionales. 

Por lo general los síntomas mejoran al suspender el agente que causó el daño, pero a veces la enfermedad sigue progresando hasta producir una insuficiencia hepática aguda irreversible. No existe un tratamiento específico ni antídoto para contrarrestar el daño hepático, con la excepción de la acetil-cisteína (una sustancia que ayuda al hígado a depurar tóxicos).

Como conclusión me gustaría comentar, el valor tan importante de la prevención en esta enfermedad tan grave, ya sea con medidas higiénicas, vacunas, evitar conductas de riesgo sexuales y sanguíneas.

¿Sabías, como prevenir la infección de Hepatitis? ¿Has tenido conductas de riesgo?

Curso relacionado: FP de Grado Medio de Técnico en Auxiliar de Enfermería

Profile picture for user Jose Carlos Saz
Jose Carlos Saz

Diplomado en Enfermería por la Universidad Autónoma de Barcelona(UAB), Diplomatura de Postgrado en Enfermería Psiquiátrica y Salud Mental en UB, Diplomatura de  Postgrado en Psicogeriatría en UAB , Enfermero Especialista en Salud Mental otorgado por Ministerio de Educación, Profesor de CEAC en el área de Salud.