Tormentas eléctricas: La electricidad del cielo

CEAC Blog

11-12-2012

Cuando presenciamos una tormenta eléctrica, vemos unos destellos que aparecen en el cielo y recorren el espacio hasta tierra donde se apagan en algún lugar impreciso (salvo que nos caiga encima, claro). Este fenómeno recibe el nombre de rayo, mientras que el fulgor que va de una nube a otra se llama relámpago (aunque vulgarmente ambos términos son usados como sinónimos del mismo fenómeno).

En las tormentas eléctricas se realiza entre la tierra y las nubes lo que se denomina carga por inducción (al acercar un objeto cargado a una superficie conductora, se moverán los electrones a la superficie del material aunque no haya contacto físico).

Benjamin Franklin (el retratado busto que vemos en los billetes de 100 dólares estadounidenses) demostró, mediante su famoso experimento con una cometa, que el relámpago es un fenómeno eléctrico (Franklin, hombre prudente, tal vez por esa virtud fue un político que ha pasado a la historia, y científico de primera línea, tuvo cuidado en aislarse de su experimento para no electrocutarse como otros que trataron de repetirlo) y determinó que la carga pasa con facilidad hacia puntas afiladas, diseñando así, el primer pararrayos conocido como “punta de Franklin”.

Si una vara metálica puntiaguda se coloca sobre un edificio y se conecta con el suelo (mediante un grueso cable), su punta atrae a electrones del aire, evitando que se acumule gran carga por inducción. Un “trasvase” continuo de carga que evita una acumulación de carga y que podría producir una descarga fortuita entre la nube y el edificio. Por consiguiente, la finalidad del pararrayos es evitar que se produzca el relámpago. Si por alguna razón no se escapa suficiente carga del aire a la varilla, el rayo caerá pero será atraído al pararrayos y llegará directo al suelo sin dañar el edificio.

Y, sin duda, un rayo golpea dos veces en el mismo sitio; el Empire State Building de Nueva York recibe una media de 25 impactos al año.

Profile picture for user CEAC Blog
CEAC Blog