operaciones bancarias pyme

7 operaciones bancarias básicas para una PYME

redaccion

09-01-2020

Las empresas realizan su actividad económica pero ella no se sostiene por si sola y, en mayor o menor medida, necesita de las entidades bancarias. 

 

¿Qué son las operaciones bancarias?

La actividad de las entidades financieras ya sean bancos, cajas de ahorros o cooperativas se pueden dividir en dos grandes grupos de acuerdo con su naturaleza, las operaciones bancarias de activo y las de pasivo.

Las primeras, las activas, son aquellas a través de las cuales la entidad concede un crédito o préstamo al cliente. En estos casos podemos decir que es la entidad financiera la que realiza una inversión u operación con riesgo. El segundo tipo de operación, las pasivas, son las que la entidad capta fondos de sus clientes. Dentro de esta categoría encontramos productos financieros tan comunes como las cuentas corrientes o las cuentas de ahorro

Esta denominación de activo y pasivo a nivel bancario no coincide con la nomenclatura que las empresas utilizan a nivel contable ya que es justamente al revés. Observamos que lo que es activo para el banco, para la contabilidad de la empresa es pasivo, y lo que pasivo para el banco es activo para la empresa

 

¿Por qué los bancos necesitan captar pasivo?

La captación de pasivo es lo que hace que las entidades financieras puedan ofrecer otras operaciones bancarias, concretamente las operaciones de activo. Todo ello genera un conjunto de flujos en ambas direcciones que es lo que hace que el sistema bancario se sostenga en equilibrio. 

Veamos con más detalle. Cuando las entidades financieras captan capital en cuentas corrientes y de ahorros este está a disposición de los titulares pero estos no lo retiran todo efectivo, ni lo usan todo sino que hay capital que se queda en las cuentas. Los bancos utilizan este capital junto con sus recursos propios para realizar operaciones de activo, es decir, lo presta a otros clientes en forma de dinero bancario. El porcentaje que el banco puede ofrecer en forma de préstamos en relación con los depósitos de pasivo que tiene está regulado por el Banco Central Europeo.  

 

Principales operaciones bancarias para PYMEs

No sería correcto afirmar que el 100% de las empresas necesitan financiación pero sí que podemos firmar que todas las empresas, PYMEs y autónomos necesitan en algún momento algún producto financiero. De todos modos, según datos de 2019, prácticamente el 40% de las PYMEs tuvieron necesidad de financiación ya fuera para capital circulante o para inversión en activos relacionados con la producción. 

Analicemos a continuación cuáles son las principales operaciones bancarias, más allá de la financiación, más comunes para las PYMEs y que son esenciales para el negocio y el desarrollo de la actividad económica. 

 

  • Cuenta de empresa: Cuenta a través de la cual la compañía podrá realizar cobros y pagos. Es uno de los productos financieros más sencillos con lo que la única recomendación es elegir una entidad financiera que nos convenga en cuanto a operativa y costes asociados a ella. 

 

  • Tarjetas de crédito: Del mismo modo que las usamos a nivel personal, serán esenciales para poder realizar ciertos pagos de la empresa.  

 

  • Préstamos: La entidad financiera entrega a la PYME la cantidad acordada, normalmente en una única vez, y esta deberá devolver ese importe más unos intereses dentro de unos plazos fijados. 

 

  • Crédito: Es parecido a la forma de financiación anterior pero la diferencia es que la entidad no entrega el dinero a la PYME sino que le abre una cuenta corriente a través de la cual puede disponer de fondos hasta el límite fijado. Los intereses se pagan por el capital dispuesto. 

 

  • Descuentos: A través de esta operación bancaria la entidad financiera adelanta a la empresa efectos comerciales que todavía no han llegado a su fecha de vencimiento. Todo ello se regula mediante una línea de descuento. El responsable de asegurar que las letras o pagarés realmente se pagan es la empresa. Esta abona a la entidad financiera unos intereses por el hecho de disponer de este dinero de forma anticipada. 

 

  • Leasing: La empresa a través de este sistema puede adquirir bienes no corrientes mediante un contrato de alquiler en el que se efectúan pagos periódicos. Esta operación es muy habitual en el caso de las empresas para bienes como vehículos o equipamiento informático. 

 

  • Factoring: Esta operación bancaria permite a las empresas realizar una cesión mercantil de sus cobros pendientes derivados de ventas a crédito. Esta cesión puede realizarse a una empresa tercera o a un banco.  

¿Has realizado alguna operación bancaria de las que hemos enumerado?

FP de Grado Superior en Administración y Finanzas

en FP de Grado Superior / Empresariales

El ciclo de FP de Grado Superior en Administración y Finanzas genera cada año más de 140.000 contratos de profesionales cualificados.

1.350 Horas

Software Sage50 Cloud

Prácticas Profesionales

Solicitar información

FP de Grado Medio en Gestión Administrativa

en FP de Grado Medio / Empresariales

El ciclo de FP de Grado Medio de Gestión Administrativa es la formación que genera más contratos anualmente. Más de 200.000 personas que han cursado este ciclo de FP consiguen empleo cada año.

1.300 Horas

Software Sage50 Cloud

Prácticas Profesionales

Solicitar información